El ladrido es la forma que los perros tienen de comunicarse. En este artículo, te damos todas las respuestas a tu pregunta: ¿por qué ladra mi perro?

Determinar la causa del ladrido

Está claro que tu perro puede ladrar por razones muy distintas, y en algunos casos, se puede convertir en algo muy desagradable, tanto para ti como para tus vecinos. Debes saber que no puedes tomar este problema a la ligera, y que si tu perro ladra, es porque hay una razón detrás de todo ello. Algunas razas de perro son más propensas a los ladridos, especialmente las de caza. En cualquier caso, la capacidad de ladrido de un perro no está sujeta a su tamaño o raza, sino más bien a su carácter. Intenta comprender el comportamiento de tu perro cuando ladra. Aquí tienes una lista de hábitos que puedes comprobar:

Mi perro ladra cuando tiene miedo

En cuanto hay un ruido un poco fuera de lo común o en cuanto un desconocido entra en su campo de visión, a tu perro le entra el pánico y se pone a ladrar. En ese caso, tu perro ladra porque tiene miedo, e intenta defender su territorio por sus propios medios. Deberás corregir este comportamiento y hacerle comprender a tu perro que si tú estás presente, no hay ninguna razón por la que debe tener miedo ya que tú estás ahí para protegerlo.

Mi perro ladra cuando se aburre

Si tu perro ha pasado todo el día solo, hay grandes posibilidades de que no esté contento cuando vuelvas, y te lo demostrará ladrando en cuanto entres por la puerta o ladrará durante el día para hacérselo entender a los vecinos. Tan solo te está mostrando que necesita que se ocupen de él, quiere jugar o ir a pasear.

Mi perro ladra cuando hay ruido

Si tu perro ladra cuando oye el aspirador, cuando los niños gritan fuerte o cuando ve al cartero acercarse al buzón, es simplemente para advertirte de que puede que exista un peligro.

Mi perro ladra cuando ve a otros perros

A priori, tu perro no debe ladrar cuando ve a otros perros. Sin embargo, si los ve mientras que pasea y tu perro lleva correa y los otros no, habrá un problema de dominación, por lo que tu perro sentirá la obligación de ladrar para mostrar que es capaz de intimidar.

Mi perro ladra por costumbre

Si tu perro ladra por costumbre, es porque le gusta y esta conducta tiene un lado reconfortante para él. No tiene por qué haber ninguna razón en particular para que ladre, esto forma parte de su día a día.

Mi perro ladra porque está frustrado

Si tu perro está frustrado es porque no tiene todo lo que quiere, y sabe perfectamente que ladrando, va a captar tu atención y posiblemente obtenga ese paseo o momento de juego tan deseado.

Mi perro ladra en cuanto me voy

Si tienes la costumbre de mimar a tu perro, de pasar mucho tiempo con él y de estar pendiente de él todo el rato, es posible que tu perro tenga ansiedad de separación, y por ello, se pone a ladrar en cuando te marchas.

Por último, no debes olvidar que los ladridos aparecen al cuarto o sexto mes de existencia de tu cachorro. Aprovecha este periodo de tiempo para educar a tu perro.

 

Ahora que sabes todo sobre las posibles causas de los ladridos, no dudes en consultar nuestro artículo sobre los métodos para parar los ladridos excesivos.

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.

Artículos recomendados

Este sitio utiliza cookies. Al continuar navegando por esta página, aceptas nuestro uso de cookies y nuestra política de confidencialidad. Más información

Ok