Todo sobre el braco de Weimar

Por el 11-02-2019 a las 07:07

El braco de Weimar, cuya principal característica es su pelaje plateado, ya no es solo un perro de caza. Si se ha cruzado con un braco de Weimar alguna vez, aún se acordará de esos ojos intensos y del color mágico de su pelaje. Yummypets le cuenta todo lo que ha de saber sobre este perro tan especial.

 

 

Los orígenes del braco de Weimar

El braco de Weimar fue popularizado por Carlos Augusto (1757-1829) que le convirtió en perro de compañía. La corte de Weimar lo utilizó entonces para cazar presas y animales pequeños.

Carlos Augusto era gobernador de Sajonia-Weimar Eisenach y adoraba cazar. Al gustarle el ancestro de la raza actual que conocemos, decidió convertirlo en un perro polivalente.

 

Con la aparición de las armas de fuego, el braco de Weimar se convirtió en un perro que solo cazaba presas medianas. Se le cruzó con razas como el perro de San Huberto. Criadores fijaron reglas hacia el año 1980 para evitar consanguinidad y establecer un registro claro y preciso. Desde entonces, este perro es una raza muy apreciada.

 

Se considera que el braco de Weimar es el perro de caza alemán más antiguo. A finales de siglo XIX se creó un club destinado a criar y vender los perros de esta raza. Así mismo, el Club Alemán Weimaraner solo vendía cachorros a miembros del club.

 

Poco a poco, este perro se fue convirtiendo un perro de compañía. Además, esta raza no fue exportada fuera de Alemania hasta mediados del siglo XX. Tras este periodo, se exportó a Estados Unidos y empezó a ser más conocida. Hoy es un perro que se puede adoptar en casi todos los países europeos y que se suele ver por la calle. Aunque, debido a su escasez, siempre impresiona cruzarse con un braco de Weimar.

 

 

Las características físicas del braco de Weimar

La talla del braco de Weimar se sitúa entre 61 y 69 cm para los machos y 57 y 65 cm para las hembras. Tiene un cuerpo alargado y musculoso. Existen dos variedades de bracos de Weimar: el de pelo corto y el de pelo largo que es más escaso. El color del pelaje va del gris claro al gris oscuro. La cabeza del braco de Weimar es más amplia en el macho que en la hembra. Su perfil es muy noble.

 

Tiene una particularidad muy curiosa: cuando es cachorro tiene los ojos azules claros y se vuelven amarillentos al crecer. Tiene orejas largas. Así mismo, es un perro de tamaño grande que se distingue por su esbelta y noble figura. Tiene la cola baja y suele dejarla colgando cuando se reposa.

 

Antiguamente, se solía amputar su cola. Recordamos que, amputar las colas de los perros es una práctica cruel e ilegal en muchos países. No aconsejamos en ningún momento que le corte la cola a su perro por motivos físicos. Además, hoy la FCI exige la cola completa como estándar de la raza.

 

Su pelaje es sin menor duda su característica principal. El color de su pelo es único y no deja indiferente a nadie. Además, si tiene un espécimen de pelo corto, no necesitará cepillarle mucho. Si lo peina una vez cada dos semanas es suficiente. Así mismo, no requiere ser bañado más de una vez al año. Sobretodo, si lo baña, utilice productos adaptados a su piel.

 

 

braco-de-weimar

 

 

 

El carácter del braco de Weimar

El braco de Weimar se suele usar por sus cualidades de perro policía, de socorro o búsqueda de personas. Es un perro dócil y fácil de adiestrar si su dueño se muestra firme. También se trata de un perro cariñoso y sociable que puede convivir perfectamente con niños. Sabe mostrarse protector con su familia pero nunca lo verá agresivo.

 

La condición del bienestar del braco de Weimar pasa mucho por el ejercicio y los paseos ya que es un perro que necesita salir a menudo y hacer paseos largos cada día. Es un perro curioso, activo y leal a du dueño.

Debido a su historia, conserva un gran instinto cazador. Es algo desconfiado con los extraños y ha de ser educado para que no tenga miedo del mundo exterior. Le puede costar un poco mostrarse sociable. Le recomendamos que utilice técnicas de educación de refuerzo positivo. Recuerde que la violencia y los gritos no son necesarios a la hora de educar a su perro.

 

Además, el braco de Weimar es un perro inteligente que sabrá adaptarse a su estilo de vida y que obedecerá a lo que le pida. Puede tener este perro en un piso o casa sin jardín si lo lleva a pasear al menos 45 minutos al día. Es un perro que se siente feliz simplemente estando junto a su dueño, pero necesita hacer mucho ejercicio.

Si le gusta hacer deporte, ha encontrado a su compañero ideal. Puede probar de hacer Canicross o cualquier otra actividad con su peludo.

 

 

Salud del Weimaraner o braco de Weimar

Debido a su genética, el braco de Weimar es un perro que no tiene muchos problemas de salud. No obstante, al igual que cualquier raza, está predispuestos a algunas enfermedades hereditarias.

Además, pueden sufrir durante su vida de torsión gástrica. Tome las medidas necesarias.

 

El braco de Weimar está predispuesto a las enfermedades siguientes:

• Diastrofismo espinal

• Displasia de cadera

• Enfermedad de Von Willebrand

• Hemofilia

• Entropión

 

Le aconsejamos que le de pienso de buena calidad y que mantenga sus vacunas al día. Si nota cualquier cambio en su comportamiento llévelo al veterinario.

Así mismo, si nota que pierda apetito o que tiene el estomago muy duro y que tiembla, puede que esté sufriendo una torsión gástrica. Consulte inmediatamente con su veterinario ya que las consecuencias pueden ser muy graves.

 

 

No dude en ir a visitar criaderos para ver si realmente este es el perro que le corresponde. No se olvide que adoptar un animal cambiará todos los aspectos de su vida y que no hay vuelta atrás.

 

 

¿Ha visto alguna vez un perro de esta raza? ¿Qué piensa de él?

 

 

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.

Artículos recomendados

Este sitio utiliza cookies. Al continuar navegando por esta página, aceptas nuestro uso de cookies y nuestra política de confidencialidad. Más información

Ok