Hay gente que tiene la suerte de poder tener un acuario en casa. Pero, a veces, un acuario de puede convertir en toda una obra maestra.

Existen tantas posibilidades y combinaciones para crear un acuario que puede llegar a ser un proyecto entretenido.

Pero no debemos nunca olvidar que cualquier animal no es un juguete del que nos podamos deshacer cuando queramos.

A la hora de montar un acuario es imprescindible tener una idea de los peces que queramos y conocer sus características. Por ejemplo, no debemos mezclar especies que se ataquen entre sí.

Peces exóticos de agua dulce resistentes

La primera preguntas de todas: ¿peces de agua dulce o salada? Los peces de agua dulce y temperatura ambiente son los más fáciles de mantener.

Si no hemos tenido nunca en acuario y no conocemos la mecánica de su mantenimiento debemos estudiar la situación con anticipación.

Estos son los diferentes tipos de peces de agua dulce que no suelen ser problemáticos:

  • Killis: peces muy bonitos que se adaptan a distintas aguas y no se pelean
  • Peces espiga: pequeños peces que nadan en reducidos grupos
  • Calíctidos: ayudan a mantener limpio el fondo del acuario
  • Peces arco iris: bonitos y resistentes

Cuando acudas a por los peces, un profesional debería aconsejarte sobre cuántos puedes tener de cada especie, todo dependerá del tamaño del acuario y el crecimiento de cada especie.

acuario

Peces tropicales de agua dulce

Los peces tropicales necesitar nadar en agua con temperatura templada. Por lo tanto, nuestro acuario deberá estar equipado con un dispositivo que mantenga el agua a una temperatura constante.

Los peces tropicales más fáciles de mantener son:

  • Tetras pequeños, como el Tetra neón y el luminoso. Son peces coloridos muy resistentes, aunque un poco agresivos si conviven con otras especies de similar tamaño
  • Corydoras son imprescindibles para limpiar el fondo del acuario
  • El pez de cristal y el pez cebra con compañeros ideales para los Tetra pequeños

También pueden convivir con peces vegetarianos tipo:

  • Pez gato banjo
  • Otocinclo
  • Loncha Dojo

Una regla que conviene seguir en los acuarios de agua dulce es que ningún pez queda en la boca de otro individuo, porque lo más probable es que sea así el fin del primero. Con lo cual es conveniente que los tamaños sean parecidos o que los ejemplares grandes sean herbívoros.

Peces tropicales pequeños de agua salada

Los acuarios de agua salada son muy complejos ya que, al margen del grado de salinidad, pH, temperatura y alcalinidad, también son importantes los elementos decorativos vivos, como las anémonas y corales.

Si nunca se ha tenido un acuario de agua salada, lo más aconsejable es empezar con uno mediano e irse iniciando en el estricto control y mantenimiento de todos los filtros.

Los peces de agua salada más resistentes son:

  • Damiselas: son peces muy resistentes óptimos para iniciarse en un acuario de este tipo
  • Gobios: son pequeños y resistentes que se comen las algas del fondo
  • Pez payaso: son muy coloridos y sencillos de cuidar
  • Pez cirujano: un pez muy útil ya que fagocita las algas que proliferan en el acuario

acuario

Peces exóticos para acuarios de agua dulce grandes

En los grandes acuarios de agua dulce pueden vivir diversas especies de tamaño mediano, intentado excluir por norma general las que sean agresivas y territoriales.

  • Los Gouramis pueden vivir en pequeños bancos. Existen diversas y coloridas variedades. Crecen entre 5 y 12 cm
  • El Bagre plecostimus es un pez que conviene tener en los acuarios porque e come las algas del fondo. Puede crecer hasta 60 cm. Existen otras especies de bagre, pero suelen ser carnívoras y crecer en exceso
  • Los peces ángel son muy resistentes. Existen diversas especies y son agresivos entre sí, por lo cual se debe tener solo un ejemplar en el acuario. No conviene juntarle con peces que quepan en su boca porque se los comerá
  • El Tetra plateado es compatible con el pez ángel. Son muy brillantes y les gusta nada entre las rocas y plantas del acuario

Peces exóticos para acuarios grandes de agua salada

En este tipo de acuarios pueden convivir múltiples especies de peces. También existe la posibilidad de incorporar anémonas, gorginas y otros corales. Con espacio suficiente, los peces tienden a mostrarse menos agresivos. Cangrejos, camarones y caracoles también tienen su hueco.

  • El pez ángel bicolor es un pez muy vistoso que se pasa el día nadando y picoteando entre las rocas. Puede crecer hasta los 15 cm
  • El pez mariposa amarillo es agresivo entre los de su misma especie, pero tolera a los demás. Necesita vivir en acuarios de más de 200 L. Solo puede haber un ejemplar en el acuario
  • El pez ángel florido puede convivir en pequeños grupos de su misma especia. Crece hasta los 6 cm
  • El lábrido oscuro del Mar Rojo es un pez muy pacífico que se adapta muy bien a la cautividad, siempre que el acuario sea grande con más de 400 L. Pueden crecer hasta los 18 cm
  • El pez portaestandarte es muy tranquilo y sociable con otras especies. Llega a crecer hasta los 20 cm. Tiene hábitos limpiadores con otros peces
  • El lábrido limpiador azul es un pez indispensable en un acuario, ya que limpia y desparasita a los demás peces del acuario. Solo puede haber un único ejemplar en el acuario, ya que son agresivos entre sí. Crece hasta los 18 cm

Y tú, ¿qué especies de peces tienes en tu acuario?

Fuente: Experto Animal

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.