Algunas personas prefieren no adoptar una mascota por prejuicios o información errónea que tienen sobre los animales de refugios. Por eso el día de hoy vamos a aclarar todos esos malos entendidos y a compartir la realidad sobre estos animales.

1. ¡Los animales de refugios son viejos!

¡Por supuesto que no! Los refugios rescatan cachorros, gatitos, perros y gatos adultos, y animales mayores. En pocas palabras, cualquier animal sin importar su edad.

Durante los meses cálidos, estos refugios están llenos de perros y gatos. Esto se debe a que ciertas personas adoptan a un cachorro en invierno, por ejemplo, y durante el verano lo abandonan para ir de vacaciones, porque creció demasiado o porque es costoso su mantenimiento etc.

En estos sitios encontrarás animales de todas las edades, es por ello que adoptar a un perro adulto o un gato puede tener más beneficios que adoptar a uno más pequeño.

2. Los animales de refugio no son saludables

El objetivo principal de los refugios es rescatar animales, cuidar de su salud para luego ponerlos en adopción.

La mayoría de los refugios tienen en su sede veterinarios que cuidan de los animales para proveer el tratamiento necesario que ellos necesitan. Además, estos sitios se encanrgan de que los animales sean vacunados y esterilizados antes de darlos en adopción. Por otro lado, se aseguran de que los nuevos dueños sean capaces de ocuparse del bienestar del animal.

3. Los animales de refugio tienen problemas de comportamiento

Muchos animales de refugio suelen ser abandonados por diversas razones entre las cuales podemos mencionar: el divorcio, el desempleo,  una mudanza, incapacidad para cuidarlo o problemas financieros. Tristemente, esto se debe a la cobardía humana.

Sin embargo, el comportamiento de un animal no se determina por el hecho de estar en un refugio, sino por la educación proporcionada. En algunos casos, vienen de hogares amorosos que no pueden hacerse cargo de ellos.

Ciertos animales tienen problemas de comportamiento ellos deben ser manejados apropiadamente y recibir el entrenamiento necesario para luego ser puesto en adopción.

4. Todos los perros son cruzados o "mestizos"

¡Esto también es incorrecto!. En realidad un perro comprado o adoptado puede resultar de un cruce de razas. Si bien las mascotas de raza pura se volvieron una moda en los últimos años, no es por eso que se salvan de ser abandonados. Los refugios rescatan desde animales mestizos hasta animales de raza pura.

5. Los animales de refugio son gratis

En teoría esto es incorrecto. Eso eran los refugios de hace años, pero ahora ya no es así.  Al aumentar el número de animales en los refugios el costo para cuiadarlos incrementó drásticamente.

La realidad es que tendrás que pagar para adoptar un animal, pero el costo no es para nada elevado y no se compara con comprar uno.

El precio de los animales en los refugios depende de varios factores, pero en realidad son costos básicos para cubrir vacunas, esterilización, comida y el cuidado mientras están en el refugio. Gracias a ese dinero, otros animales se pueden beneficiar recibiendo los mismo cuidados.

Adoptar un animal de refugio es ofrecerle una segunda oportunidad y tú recibirás un amigo para toda la vida. Asegúrate de estar preparado para asumir este compromiso.

¿Has escuchado otros prejuicios sobre los animales de refugios?

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.