El cachorro empieza a morder a los primeros meses. Para él, morder significa descubrir su nueva casa, nueva familia, etc. Mordisquea a los demás cachorros de la camada para identificar su fuerza, mostrar su cariño o simplemente sus ganas de jugar.

No ha de dejar nunca que le muerda un cachorro, aunque no le haga daño. Puede parecer inofensivo o incluso adorable, pero una mordida leve hoy podría convertirse en un mordisco grave mañana.

 

Mi cachorro me mordisquea ¿qué hago?

A las 6 semanas, los cachorros ya tienen 28 dientes. Se trata de dientes pequeños y finos que no suelen hacer daño. Pero en este caso ha de pensar en la educación de su cachorro. Si no le enseña a no morder, al ser adulto las mordidas serán más graves y dolorosas.

Es primordial enseñar a su cachorro a no mordisquear para que puedan vivir todos en harmonía y sin riesgo alguno de mordidas.

 

Educar a su cachorro para que no muerda

Hasta el más adorable de los perros puede mordernos un día. Puede que tenga miedo, le duela algo, se sienta amenazado, etc. Todos los cachorros se muerden los unos a los otros para jugar. Si uno de esos cachorros muerde demasiado fuerte, su congénere reaccionará haciendo lo mismo o dejando de jugar. El cachorro que ha mordido entiende entonces que se ha pasado de la cuenta y aprende a controlar su fuerza.

Al adoptar un cachorro, es importante seguir penalizándolo si muerde, sea cual sea la raza.

Al jugar con su perro, deje inmediatamente el juego si le muerde. Puede dejarle entender que le ha hecho daño con un “Ay" o "No". Además, debería ignorarlo un buen rato. Si al volver a jugar este comportamiento ocurre de nuevo, repita esta etapa y salga de la habitación. Vigile siempre las sesiones de juego si su perro juega con un niño pequeño. Si su niño es más grande, puede explicarle este método para que el perro no muerda. Así mismo, toda la familia podrá educarlo y ver junta su evolución.

Sobretodo, siempre ha de mostrarse regular en la educación de su perro. Si no es constante, el cachorro no entenderá lo que quiere, y todo esto será en vano. No le riña y no sea violento con él.

 

Mi cachorro lo muerde todo

Proteger los muebles

¿A su cachorro le encanta mordisquear sus zapatos, el sofá…básicamente todo lo que esté a su alcance? Ha de tener en cuenta que los dientes del cachorro se desarrollan durante sus primeros meses. Su perro tendrá su dentadura definitiva hacia los 6 meses. Durante esa fase, necesita aliviarse y para ello, lo muerde todo.

Para salvar sus objetos preferidos (y sus zapatos), lo primero que ha de hacer es recogerlo todo. ¡TODO! No deje nada por el suelo ni encima del sofá o la cama. Si ha dejado algo tirado tenga seguro que su cachorro lo encontrará y lo destrozará. Piense también en esconder los cables eléctricos. Con un cachorro en casa nunca se sabe. Si tiene una duda, recójalo.

Y sabemos que no siempre es fácil esconderlo todo. Entonces, si ve a su perro robando algo, dígale «déjalo» con un tono de voz firme y felicítelo cuando lo deje. Diga “déjalo” cada vez que reproduzca este comportamiento o que empiece a interesarse demasiado a un objeto suyo.

Si encuentra un objeto roto o destrozado por su perro, pero no le ha visto hacerlo, no le diga nada. Si le regaña en ese momento no entenderá por qué está enfadado.

 

Los juguetes para mordisquear

No dude en comprar a su cachorro algún juguete para que pueda morderlo y aliviarse. Piense que mientras su perro tenga un juguete, no cogerá sus cosas.

Existen muchos juguetes fabricados para ser mordidos y destrozados por los perros como por ejemplo las cuerdas, los juguetes de plástico duro… Además, suelen ayudar a combatir los problemas dentales y de encías.

Si su cachorro empieza a morder otra cosa, le puede decir «déjalo» y darle su juguete a cambio.

 

 

Tenga paciencia. No puede educar a su perro de un solo golpe. Algunos cachorros tardan semanas o incluso meses en aprender algo. Sea constante.

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.