Zoom en una raza: el westie

Por el 31-01-2019 a las 07:07

Conocido por ser la imagen de la marca Cesar®, el westie suele parecer un perro ideal. Pero, tras ese aire de peluche se esconde un carácter fuerte e infatigable.  

Descubra los orígenes, características y carácter de este perro.

 

 

Los orígenes del westie

 

El westie, también llamado "West Highland White Terrier" por los puristas, es originario de Escocia. Es el resultado de un crece entre el cairn terrier y el bichón maltés. Esos cruces fueron realizados por el coronel Malcolm of Poltalloch. Así mismo, tras matar a uno de sur cairn accidentalmente durante una partida de caza, el coronel decidió que solo criaría cairns blancos para no volver a confundirlos con las presas que caza. Empezó entonces un largo trabajo de selección. El coronel acabó por obtener perros de color claro.

 

Así mismo, la raza se utilizaba para cazar presas pequeñas o de tamaño mediano como por ejemplo los zorros, roedores y tejones. Además, el westie desalojaba estas presas de sus madrigueras. Su pelo duro le era muy útil al pasar entre las hierbas altas o las raíces. Su pelaje también le protegía del mal tiempo para así mismo poder acompañar a los cazadores en todo momento.

 

La raza se reconoce en Inglaterra en 1907 y dos años después el Kennel Club la acepta. Es realmente a partir del año 1909 que se vuelve popular.

 

El color del westie y su aspecto fueron perfeccionados para obtener un perro más sofisticado que el cairn de origen. Fue definitivamente disociado del cairn terrier en 1924.

 

Actualmente, esta raza de perro es muy popular.

 

 

 

Las características físicas del westie

 

El westie es un perro pequeño y robusto. Tiene un aspecto rústico y mide unos 28 cm. Puede llegar a pesar hasta 10kg.

 

Su pelaje blanco fascina, pero también implica mucho cuidado. Efectivamente, si quiere que su westie conserve su aspecto de peluche, ha de peinarlo cada día. Pero no ha de lavarlo muy a menudo ya que puede irritar su piel. Para mantener el color blanco de su pelo, puede usar champú seco o talco.  

 

Su cuerpo es fuerte y musculoso. Tiene las patas cortas y la cola en “forma de zanahoria”. Su pelaje es muy peculiar ya que es totalmente blanco. Aunque actualmente su particularidad es su color blanco, existen varios ejemplares que tienen algunas manchas de color brandi. Estos especímenes “brandy stains”, no suelen ser seleccionados para la reproducción ni la venta.

 

El westie tiene dos capas de pelo. La capa exterior que le sirve de cobertura está hecha de un pelaje largo y muy duro. La subcapa tiene una textura más suave y es lo que le hace parecerse a un peluche.

 

 

 

 

 

El carácter del westie

 

Tiene la reputación de ser un perro jovial y dinámico. Es una raza ideal para las familias con niños pequeños. Le encanta salir de paseo y hacer actividades como por ejemplo agiliy. Ha de tener en mente que es un terrier y que ha conservado sus instintos de cazador.

 

El westie es un perro muy sociable y fiel a su dueño. Siempre pide mimos y cariño. Tenga cuidado y no le deje imponerse demasiado ya que es un perro que suele ser dominante y necesita ser educado desde que se le adopta.

 

Al ser un perro bastante testarudo, ha de ser adiestrado desde cachorro. ¡Cuidado con el “síndrome de perro pequeño”! No ha de dejar que su perro quiera dominarle y mostrarse demasiado caprichoso. Ha de hacerle entender que es usted el líder de su casa y que no dejará pasar ningún comportamiento abusivo.  

 

No dude en usar técnicas de refuerzo positivo ya que dan muy buenos resultados con este tipo de raza. El westie no responde a castigos ni gritos y agresividad.

 

No se preocupe, si lo educa correctamente podrá disfrutar de un perro adorable y obediente.

 

 

 

Cuidados

El westie es un perro que puede vivir entre 12 o 16 años. Para llegar a los 16, unos cuidados básicos se imponen.

 

 

La alimentación

El westie, al igual que cualquier raza de perro, necesita una dieta equilibrada. Piense sobretodo en ofrecerle pienso completo de buena calidad. Al elegir la marca o gama de pienso, tenga en cuenta la edad y la salud de su perro. En cachorro, un perro adulto o esterilizado no deberían alimentarse de la misma manera.  

 

El aseo

No se olvide de asear una vez por semana a su perro. Cuide de bien peinar su pelaje para que luzca su color blanco. Los lagrimales del westie suelen acumular lagañas. No dude en comprar un producto adecuado para poder limpiarle el contorno de los ojos.

 

 

Vacunas y tratamientos

  Una vez más, al igual que cualquier raza, el westie tiene un calendario de vacunaciones. Siga los consejos de su veterinario y piense en desparasitar su perro. Los parásitos internos y externos pueden llegar a ser un gran problema y hasta comprometer la salud de su animal.

 

No hay nada más fácil que eliminar los parásitos de un perro, puede comprar collares o pipetas antiparasitarios. Siempre consulte con su veterinario antes de administrar un tratamiento a su peludo.

 

 

Las enfermedades más comunes del westie

El westie es un perro robusto y fuerte. No suele ponerse enfermo. No obstante, están predispuestos genéticamente a sufrir algunas enfermedades. Tenga en cuenta esta lista al notar algún síntoma o comportamiento extraño en su perro.

 

  • Enfermedades de oídos. No se preocupe, puede evitar estas enfermedades limpiando las orejas con suero o agua y secándolas. No ha de dejar que se acumule demasiada cera.

 

  • Enfermedad de Legge-Calve-Perthes. Suele ser consecuencia de una mala alimentación o de una herida. Si nota que su perro cojea un poco, no tarde en consultar con su veterinario. Esta enfermedad puede llegar a preciar una problemas en la musculatura de la extremidad posterior.

 

  • Quijada del westie o scottie o osteopatía cráneo-mandibular. Suele aparecer en cachorros (3 a 6 meses). Es un problema hereditario causado por un problema del crecimiento del hueso de la quijada. Si su perro sufre esta enfermedad, tendrá que administrarle un tratamiento a base de antinflamatorios.

 

  • Enfermedades hepáticas. La hepatitis o cualquier enfermedad hepática suelen aparecer sin que su perro muestre ningún síntoma. Estas enfermedades aparecen en animales que ya sufren toxicosis.

 

 

Si nota que su perro cambia de comportamiento o que se siente mal (pérdida de apetito, falta de ganas de salir a pasear…) no dude en consultar con su veterinario. Además, no le aconsejamos que empiece ningún tratamiento sin la aprobación de su veterinario.

 

 

 

 

¿Qué le parece el westie?

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.

Este sitio utiliza cookies. Al continuar navegando por esta página, aceptas nuestro uso de cookies y nuestra política de confidencialidad. Más información

Ok