Si usted puede llegar a tener calor, su peludo también. Entonces, ¿Qué ha de hacer si su perro tiene demasiado calor?

 

 

¿Qué signos indican que mi perro tiene demasiado calor? 

Normalmente, la primera reacción al calor es el jadeo. Se trata de una técnica para bajar su temperatura corporal. Si su perro tiene demasiado calor, empezará a babear y tendrá la mirada tapada. Si sus encías cambian de color y se ponen azules, ha de alarmarse. También es posible que su peludo tenga convulsiones. A largo plazo, un perro que no soporta el calor puede llegar a tener diarreas y vómitos.

  

El golpe de calor corresponde al aumento de la temperatura corporal, es decir, hipertermia. Puede llegar a ser mortal. Si constata que su perro es víctima de un golpe de calor, le recomendamos que lo lleve de inmediato al veterinario. Solo el veterinario podrá determinar la gravedad de la situación y administrar a su animal el tratamiento necesario.  

Algunos perros sufren más del calor que otros. Así mismo, los perros más viejos, los que sufren problemas cardiacos, los que tienen sobrepeso o los cachorros, sufren más del calor. También son más sensibles algunas razas como, por ejemplo, los perros que tienen el hocico plano, llamados braquiocefálicos, como los bulldog, los carlines o bóxer.

 

¿Cómo prevenir el golpe de calor?

  • Deje siempre un tazón de agua fría (pero no helada) a la disposición de su animal.
  • Durante los días más calurosos, es importante guardar a su perro en casa entre las 11h y las 16h.
  • Ponga a su disposición una piscina hinchable para que pueda refrescarse si lo desea.
  • Moje sus patas y su barriga de forma regular con una toalla húmeda.
  • Tenga cuidado con las patitas de su perro, sobretodo si lo pasea por la playa. Piense en traer una toalla para que pueda descansar, un parasol y un poco de agua. También le recomendamos evitar las horas más cálidas.  
  • No pasee a su perro durante las horas más cálidas del día y evite toda actividad física intensa. Además, la temperatura del asfalto no puede superar los  60°C en plena exposición. Si no, su compañero podría quemarse las patas.
  • Antes de instalar a su perro en el coche, no se olvide de airear o de poner el aire acondicionado. Si hace un viaje largo, no se olvide de parar al menos cada dos horas para que su peludo pueda beber agua fresca.

 

 

 

Nunca deje a su animal solo en el coche. Aunque sean «solo unos minutos».

 

 

¿Cuáles son sus trucos para proteger a su perro del calor?

 

 

Añadir un comentario

Necesitas estar registrado en Yummypets para poder comentar este artículo.
Crea tu propia cuenta en Yummypets al instante.

Artículos recomendados

Este sitio utiliza cookies. Al continuar navegando por esta página, aceptas nuestro uso de cookies y nuestra política de confidencialidad. Más información

Ok